miércoles, 23 de diciembre de 2009

Desde todos los rincones...


del corazón el niño se dirigió a su abuelo diciendo que deseaba un mundo sin
guerras
odios

envidias

rencores
... y el abuelo, con una lágrima en su ajado rostro, recordó su lejana infancia con los mismos deseos. Esperemos que nuestros pequeños puedan contemplar un mundo mejor y que ellos SEAN PARTE ACTIVA de ese cambio.
!Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo !

3 comentarios:

  1. Que ellos sean parte activa del cambio ... porque nosotros los adultos hemos ido preparando el terreno. La educación es el camino. ¡Feliz año 2010!

    ResponderEliminar
  2. Entre todos podemos conseguir que los niños de hoy sean las buenas gentes del mañana:
    solidaridad
    respeto
    amor y
    muuuuuuuuuucha buena voluntad.
    ¡Qué el 2010 nos traiga un gran saco de valores!

    ResponderEliminar

Déjanos aquí tu comentario